Blogia
lasdel8

Las africanas se interconectan contra el silencio mediático

Las africanas se interconectan contra el silencio mediático

Pensar en la imagen de una mujer africana nos lleva en demasiadas ocasiones a caer en estereotipos que no atienden a su realidad. Diecisiete años después de que la ONU incluyera en la Conferencia de Pekín la comunicación y los medios como un área de actuación clave en las políticas de género, el trabajo que hacen las propias africanas –y no africanas en colaboración con ellas- por su visibilidad no hace más que avanzar. Radios,campañas virtuales y organizaciones de mujeres especializadas en comunicación se expanden por todo el continente para dar voz a quienes tan a menudo no se tiene en cuenta.

 

 

Belén Lobos

“The great boob show”: “El gran espectáculo de las tetas”. Así titulaba el Times of Swaziland una historia a toda página, acompañada de fotografías a color, sobre el ‘Umhlanga’ o ‘baile de la caña’. Se trata de un rito de iniciación en el que miles de niñas y mujeres vírgenes entre los 8 y los 23 años, llegadas de todas partes del país y divididas en dos grupos de edades, danzan portando juncos que luego cortarán. La ceremonia se prolonga ocho días, dentro de los cuales las mujeres se presentan al sexto día ante la reina y, el penúltimo día, ante el rey Mswati III. En su artículo, sin otras fuentes más que el propio autor, el Times of Swaziland parece estar contando otra historia completamente distinta: una en la que los pechos de las jóvenes son las protagonistas. “La pieza no sólo estigmatiza a las mujeres jóvenes, sino que etiqueta su cultura como algo ‘exótico’ y le despoja de sentido; el autor convierte el evento en algo en que se exponen como objetos sexuales para el disfrute de su público”, concluye el Gender and Media Baseline Study in Southern Africa -GMBS-.

Sigue leyendo en:

http://www.pikaramagazine.com/?p=5907

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres